03 julio 2006

Podrías haber llegado *tan* lejos, Bryan...

Me encuentro en la difícil tesitura de querer contaros algo sin desvelar nada. Intentaré cumplir lo mejor que pueda: hoy he visto Superman Returns en pase de prensa en el cine Aribau de Barcelona. Una sala de las de antes, gigantesca, gran pantalla, gran platea. Creo que allí vi Superman II, en primera fila, hace más de 20 años.

Cuesta soltarlo, pero allá voy: Superman Returns me ha decepcionado un poco. No, bastante. No, a ratos. No es porque los trailers me hayan hecho esperar demasiado (quizás sólo respecto a Lex) sino porque los 20 primeros minutos de la película son EXACTAMENTE lo que soñábamos los que queremos al personaje y esperábamos la película. Ritmo muy controlado, guiños más o menos sutiles a Donner y a Byrne, un Clark que es Kal-El y es Superman, una Metrópolis perfecta, un Luthor repugnantemente malvado, una supersecuencia de acción... Y de repente la trama se vuelve demasiado homenajeadora, se pierden posibilidades de explorar personajes (sólo a Jimmy Olsen y a Ma Kent les importa Clark: al resto, desde Lois hasta Bryan Singer, más bien nada; bueno, Brandon Routh lo intenta) y se pasa demasiado tiempo recordándonos que buena era la película original de "Superman". Mr. Singer: lo estaba haciendo perfectamente, no hace falta que recuerde los viejos, buenos tiempos. Sabemos que los respeta, lo ha dejado claro desde el segundo 0 de metraje.

Pero aunque hay buenos momentos a partir de entonces, y el guión no es malo (especialmente si recordamos que por mucho que nos gustara Singer no nos cuenta la historia que nosotros queremos, sino la que él quiere), el ritmo es absolutamente irregular, Kevin Spacey parece constantemente querer imitar a Gene Hackman (aunque el jurara que no), y hay a ratos una sobredosis de "fanboy"-ismo que no son fatales pero para la mayoría del público no aporta nada. Y para postres es imprescindible tener claro que esta película va después de Superman I & II, ignorando la 3 y la 4, porque hay eventos esenciales de la trama que sin ese conocimiento no entiendes.

Repito, no es mala ni mucho menos ridícula: sería un comic perfecto, pero es menos de lo que esperaba tras ese brillante inicio y te deja con la impresión de "está bien... pero podías haberlo hecho TANTO MEJOR, Bryan...". Le pongo un 6 y medio, 7 como mucho. Cuando se haya estrenado ya haré una lista más detallada de "Grandes aciertos y equivocaciones".

7 comentarios:

Arm. Lewis dijo...

Quizá es que con la edad nos hacemos exigentes...

Desde que cumpliste los 20 años, ¿con qué película has disfrutado de verdad y han aguantado una revisión? A mí me salen muy pocas :)

Kal-El el Vigilante dijo...

Suelo revisionar las películas con bastantes años de distancia, pero que hayan aguantado el replay con gusto me vienen a la cabeza la trilogía del Señor de los Anillos, la Princesa Mononoke, Spiderman, X-Men, Matrix (la original), Hellboy y un puñado de películas de antes de los 20 pero que no había visto entonces (Frankenstein, La Momia, Caballero sin espada, Tiempos modernos)

Arm. Lewis dijo...

Las del paréntesis no valen: han tenido años para consagrarse como grandes del cine :)
Y de las anteriores coincido con todas menos con Hellboy. Es correcta, pero no está a la altura de las otras que citas.

Pero volviendo al tema: el caso es que sale a menos de una película al año. En cambio, de más joven, me gustaba casi todo lo que ponían en una pantalla grande :P

Fëadraug dijo...

A mí me gustó más Hellboy que Matrix y Spiderman... Será que soy así de raro. :P

Bueno, la verdad es que hay películas de las que haces un revisionado y pierden algo... A mí me ha pasado con Una Nueva Esperanza y El Retorno del Jedi... curiosamente, no así con El Imperio Contraataca. :S

Y yo la verdad es que nunca he estado esperando mucho de la película de Superman de Bryan Singer, pero al menos no es la hecatombe que más de uno esperaría, ¿no?

Kal-El el Vigilante dijo...

Matrix, la original, me gustó más que Hellboy, y el primer Spiderman también. Luego viene el tipo de los cuernos, después el segundo round del trepamuros y mucho, mucho más lejos, las partes 2 y 3 de Matrix, básicamente por desaprovechar el punto de partida tan bueno que dejaron en Matrix y Animatrix.

Y sobre Superman Returns: no me malinterpreteis, no es una mala película, merece la pena verla, pero no es una película redonda, acusa una falta de ritmo preocupante en algunos tramos y quiere decir muchas cosas cuando en ocasiones casi no dice nada. Pero las partes buenas son MUY buenas.

Ronin dijo...

Bueno, a mí me gustó, aunque es cierto que tiene bastante falta de ritmo y se me hizo un pelín larga.
De todas formas, lo que menos me gustó, es que desaprovecharon mucho a Lex Luthor. Obtiene la tecnología de Kripton y ¿qué hace con ella? ¿Tal vez conseguir un superarma? ¿Hacerse con poderes similares a los de Kal-El? ¿Adquirir extraños conocimientos alienígenas que aumenten su inteligencia y maldad? No, se dedica a...
(atención spoiler, atención spoiler)
seguir especulando con las propiedades inmobiliarias, como si fuera un vulgar concejal de Marbella.
(fin del spoiler, fin del spoiler)
Ya se, que a eso se dedica en la primera película, pero podrían haber buscado algo más original, en vez de repetirse.

Arm. Lewis dijo...

Ahora que la he visto, me corrijo: No es que nos hagamos exigentes con los años (que lo hacemos :-) ), sino que Superman Returns es floja.

Por cierto, y cambiando de tema casi por completo: En Madrid van a estrenar en septiembre el musical Los productores. No está Uma Thurman, pero sigue siendo Springtime for Hitler... ;-)